jueves, 17 de junio de 2021

Streaming Wars: la televisión del futuro

0

*Las opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de Grupo Nueva Prensa.

Las suscripciones en los servicios de streaming han aumentado en los últimos años, especialmente por la pandemia y el aislamiento social. La audiencia ha demostrado su preferencia hasta el punto de adquirir más de una suscripción en estos servicios.

Fuente: The Daily Beast

Por: Cynthia Marcela Peña Gámez (BGB) 10 de febrero 2021

El salto a la nueva normalidad ocasionada por la pandemia ha traído consigo que millones de empresas ofrezcan servicios digitales atractivos a sus clientes. Con las restricciones sanitarias del COVID-19, las posibilidades de ir al cine a disfrutar de un buen estreno han ido disminuyendo drásticamente, por lo que las plataformas de streaming se han favorecido en gran medida a causa del aislamiento social.

El término streaming wars se ha utilizado en los últimos años para hacer referencia a la competencia en el mercado de las plataformas que ofrecen series, películas, entre otros, a cambio de una suscripción de paga. De acuerdo con Elena Neira, autora del libro Streaming Wars, este término hace alusión “a la ofensiva de varias compañías del entretenimiento, con nuevas y abundantes ofertas, precios de derribo y todas las estratagemas necesarias para convencernos de que necesitamos incorporar ese nuevo servicio a nuestro día a día”.

La crisis económica en México a causa del COVID-19 no fue una limitante para el éxito de las plataformas en el país, pues al menos hasta el año pasado, el 82% de los mexicanos tenían alguna suscripción en dichas plataformas. Entre sus motivos para usarlas, 33% de los participantes señaló el aislamiento social como principal razón; pero 42% señaló que están cansados de la programación de la TV tradicional.

Si bien, los numerosos títulos que las plataformas han ofrecido este último año favorece el hecho de que millones de personas se sumen a la larga fila de nuevos suscriptores. De acuerdo con Just Watch, Netflix se posiciona en la cima de la pirámide en cuanto al número de títulos ofrecidos en México ya que actualmente ofrece un total de 4553 títulos, mientras que su oponente más cercano, Amazon Prime, cuenta con un total de 4059. Otras plataformas como la recién llegada Disney+ y HBO GO ofrecen a los mexicanos 995 y 1263 títulos respectivamente. 

Las redes sociales también han jugado un rol importante en el aumento de suscripciones. Al observar comentarios y críticas sobre nuevas películas o series exclusivas de ciertas plataformas como The Mandalorian (Disney+) o Bridgerton (Netflix), las personas pueden llegar a experimentar el fear of missing out (FOMO, por sus siglas en inglés) y querer pertenecer a más de una plataforma de streaming. Lo anterior se puede ver ejemplificado en el hecho de que antes de la llegada de Disney+ a México, más del 20% de los de los mexicanos contaban con hasta cuatro plataformas de streaming.

Una de las principales desventajas de tener más de una plataforma es el gasto que se ve reflejado en las cuentas bancarias de los suscriptores. Tal vez el pagar alrededor de 500 pesos al mes por diversas plataformas no representa una gran cantidad para una persona con estabilidad económica, sin embargo, se debe considerar que estos gastos no son indispensables y que existen mejores maneras de disfrutar este contenido y administrar el dinero a la par.

Dejar de lado las plataformas de streaming parece ser un hecho imposible debido al aislamiento social, la digitalización y el aburrimiento por la TV tradicional, no obstante, existen alternativas para que estos servicios no representen un cargo más en las carteras de los suscriptores.

Primeramente, se debe analizar el contenido y el tipo de títulos que cada plataforma ofrece, los gustos y preferencias de cada persona deben emparejarse con el catálogo de títulos de la plataforma a la que se suscribe. Por ejemplo, si una persona es fanática del contenido de DC Comics, HBO Max será la mejor opción para una suscripción debido a que dicha plataforma ofrecerá el catálogo de producciones de WarnerMedia, empresa matriz de DC.

Otra posible alternativa es compartir la misma cuenta con más personas y dividir el gasto anual o mensual. Muchas plataformas tienen la posibilidad de crear alrededor de cuatro hasta siete canales y de usar el servicio simultáneamente en tres o cuatro dispositivos. De esta manera, el precio individual sería menor y se estaría disfrutando de exactamente el mismo servicio.

Asimismo, otra opción viable es probar cada plataforma por cierto límite de tiempo. Con la finalidad de no contar con una gran variedad de servicios de streaming simultáneamente, las personas podrían decidir suscribirse ciertos meses a una sola plataforma y tiempo después a otra. Esto ayudaría a verificar cuál es la plataforma de su preferencia y poder adquirir el servicio anual de ella.

Los servicios de streaming han llegado para quedarse dejando la TV y el cine detrás. A pesar de representar un gasto extra, siguen estando en las preferencias de las personas y no cabe duda que les queda un largo camino en esta nueva era de la digitalización combinada con el aislamiento social.

Todos los comentarios son revisados previo a su publicación. No serán aprobados los comentarios que contengan ataques y ofensas personales; agresiones racistas, sexistas o discriminatorias en general; ni publicidad o spam.